8.1.10

PORTADORAS DEL FUEGO


Guardando el fuego en tu vientre y alimentándolo para que no se apague, para que florezca, llevas en tus manos la luz del mundo. Refrescando el corazón con las aguas límpidas del lago subterráneo, que se nutre de las olas que mueven la eterna pasión del amor, concedes la libertad a quienes te tocan. Danzando la alquimia sagrada que genera el vapor de vida que impregna la noche eterna, recibes el amor y mueves tus caderas, hechicera del sol, que tu vientre alumbra la luz que llena de amor a tus relaciones y creaciones.
       Ama, recréate y danza el hechizo de la luna, inmersa en la realidad Una, que tiempo vendrá en que alumbrarás galaxias y soles para hacerlos retornar de nuevo al vacío, a la Nada, al amor que no se detiene.

2 comentarios:

alma dijo...

Guardadndo el fuego...qué bonito

Teresa dijo...

Gracias Alma de Águila!
Un beso.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...