20.4.11

AMOR Y MISIÓN




"Para una mujer con una esencia sexual femenina, la relación es prioritaria. Si su relación va viento en popa, entonces se siente esencialmente feliz y puede afrontar las dificultades que vayan surgiendo, digamos, por ejemplo, en el trabajo. Cuando ella es feliz en su relación, cuando siente el flujo del amor, se nota: lo femenino brilla. Pero cuando es desdichada se nota también.
       Para una mujer con una esencia sexual femenina, su relación íntima es una parte central de su ser emocional. Todo su estado emocional queda afectado por el hecho de que su relación esté llena de alegría o de pena. El tono de su relación íntima da color a sus días, a su trabajo y a las conversaciones con sus amigas.
       No es así para lo masculino. Cuando él sale por la puerta, su relación queda atrás. En el trabajo es capaz de concentrarse, aunque por la mañana se haya peleado con su pareja. 
       Es como si lo femenino tuviese un "contador relacional" en su corazón siempre es sensible a si el amor fluye en su relación íntima. Cuando el amor fluye, toda su vida se ilumina. Cuando el amor no fluye, una sombra se proyecta sobre su día, sobre su trabajo, cuando está con sus amigas y también cuando está sola.
       El medidor del corazón masculino está sintonizado a otra frecuencia. El medidor masculino pregunta: ¿va bien mi búsqueda, mi misión? Si un hombre con una esencia sexual masculina se queda atascado durante unos días intentando resolver un problema de la oficina, toda su vida podría quedar matizada por ello. Por más amorosa que sea su pareja, él estará retirado y será incapaz de responder plenamente a ella hasta que su misión quede restaurada. Si percibe que su empresa creativa o económica está fracasando, es posible que no sienta excitación sexual durante meses. Pero cuando siente que las aguas regresan a su cauce, su vida íntima vuelve a florecer. Toda su vida está matizada por cómo va su misión, mientras que para una mujer con esencia sexual femenina toda su vida queda coloreada por su relación íntima."

En íntima comunión. David Deida. Editorial Gaia.


0 comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...